Enter your keyword

Jack Ma, o lo que es lo mismo, cuestión de confianza

Jack Ma, o lo que es lo mismo, cuestión de confianza

Jack Ma, o lo que es lo mismo, cuestión de confianza

A cualquiera de nosotros si nos hubieran rechazado una treintena de veces en diversos trabajos ¿Cómo nos habríamos sentido? ¿Qué habríamos pensado de nosotros mismos? Aunque estamos rodeados de mensajes alentadores, no quita para que uno en ocasiones no tenga fuerzas ni para prestarles atención.

Pero Jack Ma no solo lo rechazaron ese número de veces en pruebas de selección de distintos trabajos, desde la policía hasta restaurantes, sino que suspendió la selectividad otras tantas, algo tan temido por los estudiantes, al menos en España.
¿Qué es lo que le faltaba a este hombre? Porque hoy por hoy es el magnate asiático con más fortuna de ese lado del mundo, fundador de la empresa Alibaba, la tienda online más grande del mundo.
Le faltaba de todo. Excepto una cosa que, por lo que veo, era lo único que tenía: confianza.

Según él, su éxito se basa en no tirar la toalla. Y eso que su empresa durante los tres primeros años no dio ni un resquicio de beneficio.
Según sus propias palabras, si a los 35 años eres pobre es porque quieres, y lo que te pasa es que:
– No ves las oportunidades que se te presentan
– Ni eres capaz de reconocerlas
– No las entiendes
– Y no eres capaz de pasar a la acción

Según Jack Ma, éstos son los motivos por los que la gente no sale adelante.

Hoy por hoy Alibaba tiene unos 100 millones de compradores cada día. En plantilla cuenta con 30.000 trabajadores y da trabajo directo e indirecto a 14 millones de personas en China.
Su lema: No importa ni el dinero ni las cifras, sino la confianza. Confianza en todos los sentidos, desde la de uno mismo hasta la que depositan los clientes en su compañía.

Si necesitas un empujón para llevar a cabo tu idea, que tu confianza se vea reforzada y que el camino que lleve a tus objetivos sea más claro, cuenta con la experiencia en Kvilar Consultores. Porque ese mismo camino ya lo recorrimos nosotros.

No Comments

Leave a Comment

Your email address will not be published.